miércoles, 14 de julio de 2021

Los toldos verdes de Valencia ( y de toda España.) (Curiosidades de Valencia#12 )


Los toldos verdes en la capital del Turia 

Estos días de julio estamos pasando una gran ola de calor, y es muy normal salir a los balcones y ventanas y desplegar los toldos para evitar que la fuerte energía del sol penetre en nuestros hogares. Curiosamente estos toldos tienen una particularidad, son de color verde.

Es cierto que existen otros colores, e incluso con franjas, pero en su mayoría abundan los toldos de color verde.

El origen de estos toldos verde botella no proviene de ninguna costumbre ancestral que ha ido evolucionando a lo largo del tiempo, como he comentado en otras ocasiones como las cocinas turquesas y fachadas azules.

Pero lo cierto es que el toldo verde representa un prácticamente como un elemento patrimonial de la arquitectura urbana no solo de Valencia, sino de toda España.

Un arquitecto llamado Pablo Arboleda, tras una larga estancia fuera del país, al regresar a España, único país que tenemos persianas y toldos, se percató de la uniformidad de los colores de los toldos. Este arquitecto intentó encontrar una lógica para esta particularidad cromática, y al no encontrarla tuvo una idea bastante loca, y fue la de crear un grupo de Facebook llamado “Amigos del toldo verde” donde sus miembros publican fotos, hacen comentarios e incluso lo más absurdo de todo es el concurso anual de fotografía del famoso toldo verde. Donde revindican el toldo verde como un símbolo pese a estar comido por el sol.

Su procedencia viene de entre los años 60 y 80, coincidiendo con la primera gran construcción masiva de viviendas en España – alrededor de 400.000 casa nuevas entre 1970 y 1981 – porque la gente del pueblo llegaba a las ciudades.

España es un país donde el sol es bastante fuerte en verano, de ahí surgió que los pisos quisieran bajar la temperatura de la casa con un toldo de color verde, porque otorga más frescor que los naranjas, marrones o azules.

Además, la costumbre es que, si un vecino colocaba un toldo por primera vez en el edificio, todos los demás que quisieran colocar uno, tienen que ponerlo igual que su vecino para mantener la estética de la fachada.

Lo más fascinante del tema, es la durabilidad del toldo, porque 50 años después, te puedes comprar una casa en esos edificios y te obligan a poner el mismo que puso en su origen.

En definitiva, los españoles estamos más unidos por el toldo verde, que por la bandera y los colores políticos. Callejero, ¿y tú toldo, de qué color es?


 


No hay comentarios:

Publicar un comentario